Antoni daimiel mujer


Escriba aquí su búsqueda

Todo lo vivido como hermano de una estrella del equipo, como era Pau. Y al recalar allí se le simplifica mucho el problema. Y luego Marc coge una velocidad tremenda. Han sido tres años y medio sin un tropiezo, sin desentonar, siendo cabal. Se lleva bien con todos en el vestuario y sabe tratar a cada uno de forma diferente al resto. Todos les respetan. En efecto. Es curioso, pero Marc tiene muy buena imagen en la liga, sobre todo entre jugadores, prensa y aficionados. Deportivamente ha dado un paso adelante tras la lesión de Zach Randolph, que le ha llevado a instalarse ente los grandes de la NBA.

Ha rentabilizado lo que a priori era un inconveniente para el equipo. Detectó enseguida que podía venirle bien a nivel individual y que era un deber que tenía que asumir como jugador de Memphis. Y lo ha aprovechado para llegar al All Star. Calderón es otro jugador que se ha ganado el respeto. Calde es el ejemplo de una carrera tranquila con los objetivos cumplidos. Luego lo de ganar y jugar playoffs no depende de ti. Algo que hoy en día se tiene que valorar bastante.

Navegación de entradas

Entremos en el tema estrella: Lo de Pau es un culebrón como la vida misma. Es curioso. El enfado de la afición de los Lakers en verano por cómo cayeron ante Dallas provocó que se hablase de cambios, pero Pau no pensaba que hubiese posibilidad real de traspaso. Luego todo lo que ha pasado es una sucesión causa-efecto muy interesante que nos lleva a una parte de la historia apasionante, porque él se aferra, el equipo no va bien y yo creo que su relación con Kobe sigue en línea descendente desde el año pasado.

Debe de ser incómodo que tu nombre se vincule cada semana a un equipo. Eso duro, desgasta. No sólo a él, al equipo. Y al final, quien ha saltado es Kobe. Kobe es un tipo egoísta, que en realidad salta y parece que va a defender a Gasol, pero lo que le mosquea es que todo se esté haciendo sin contar con él. Considera que como jugador franquicia debe opinar. Y lo dice sin haber demostrado nada en Lakers. Por las reacciones, hasta le apetece irse aunque no lo diga. Si no, no salen las cuentas. Las declaraciones de Pau y Kobe son claras: Hablemos del lockout.

Y eso hace mella, no cabe duda. Luego, a nivel económico no sé si va a tener el efecto del lockout del , porque a la gente la veo muy animada. Tengo el reflejo de España y lo ocurrido con el lockout aquí nunca lo podría imaginar. Se ha producido un interés inusitado por cosas farragosas y aburridas. Miami, NY, Chicago, Lakers…. Ha cambiado. La liga ha cambiado en cuanto a nivel de juego y en cuanto a estética de juego a mejor.

En cuanto a estrellas, estaba Jordan que no es comparable con ninguno de los que han llegado después. Pero no pasa por un mal momento en cuanto a jugadores. Si miras el nuevo Dream Team para los Juegos de Londres, parece buenísimo. Recuerdo un concierto en el teatro del Madison, tres o cuatro horas con los mejores artistas para los invitados del All Star. Unas barbacoas para la Prensa…. Se ha pasado del buey y el chuletón a las alitas de pollo en el hospitality. Ha ido todo a peor, pero ha sido en la vida en general.

Sí, lo considero un golpe de fortuna. Segurola , Luis Gómez … Entonces una jefa que teníamos, Cristina Díez , cada vez que fallaban me llamaba a mi. Fue una época bonita. Una aventura preciosa. Pero no es cierto. Demostró todo lo contrario. Fue un gran jugador de equipo, si no, no habría ganado tantos títulos. Al final todo es adaptación, adaptación para ganar, que es lo que esta gente tiene metido entre ceja y ceja. Y posiblemente estaba obsesionado con ganar. Kobe es un poco así, pero todo el mundo sospecha que quiere imitar a Jordan, y como tiene el modelo de Michael no es tan auténtico.

A Kobe, siendo justos, hay que situarlo muy arriba en el Olimpo de la historia. En España cae mal por su fama de individualista, porque cuando ganaba con Shaquille dicen que era gracias a él, por su relación tormentosa con Pau. Le consideran un producto creado en Italia… Yo siempre me quedaré con Jordan. Lebron James es muy bueno. Físicamente es de lo mejor que habido, tiene mucha facilidad para el baloncesto y lo entiende muy bien.

Pero tiene un punto de extrema exigencia a la hora de ganar y jugar una final. Phil Jackson. Si Lebron hubiese trabajado a las órdenes de Jackson ya tendría anillos. Nunca he sido partidario de Lebron, pero al final he tenido que ceder. No hay manera de pararlo.

Pasa por encima de sus rivales. Y eso requiere un trabajo, una disciplina impresionante. No lo sé. Phil Jackson es el Jordan de los banquillos, y es una lastima que no esté. Pero Doc Rivers me encanta y Popovic es un entrenador que ha experimentado una gran evolución. No me gustaba nada cuando comenzó en San Antonio, pese a que ganaba.

Pero el actual es mucho mejor. Y eso hay que valorarlo.

Lo lógico es que los primeros no vayan a ser los que pensamos que van a ser los primeros. La NBA respeta mucho los turnos de orden de llegada. En España tenemos una idea sobre las diferencias NBA-Europa que no coincide en nada con lo que ellos piensan de nosotros. Pensamos que allí no se defiende, que se simplifica mucho el baloncesto y que luego es todo físico, nada talento. Y ahí ganan por goleada. Hay que ser extremadamente cuidadosos. Se nos va de las manos. En Europa, Italia y Grecia se han venido abajo, y sólo aguanta Turquía económicamente.

Malas noticias. Hablemos de periodismo. Cuando empecé no había Internet, era papel. Leía crónicas y reportajes magníficos. Aquí no se veía eso entonces. En determinados sitios se veían ramalazos de calidad, pero no en términos generales como allí. Tomé algunas cosas y traté de aplicarlas aquí, aunque al principio parecían una frivolidad o sorprendían, al final la gente las ha ido asimilando.

Cuando empecé, los dos primeros años, no había Internet. Era todo a través de libros. Había una guía de una editorial particular, buenísima. Un libro grueso y pequeño que se llamaba Thunder and Hollander.

Antoni Daimiel, periodista

Una especie de register de todos los jugadores de la liga, pero en lugar de datos objetivos te ofrecía un comentario subjetivo de cada jugador, muy interesante. Te intentaban explicar cómo jugaba el tío y luego su personalidad. A eso se sumaba un servicio muy curioso que proporcionaba la NBA, el fastback. Te llegaban 40 o 50 folios por fax. Luego tenía contactos que me mandaban revistas, información…. Conocí a Montes aproximadamente siete meses antes de empezar a trabajar con él. Uno era Montes. Me llamó la atención la clase de personaje que era. Luego me dijeron que tenía que trabajar con él.

Tenía la actitud de una esponja, hacía todo en función a lo que marcaba él. Yo era de la casa y a él lo ficharon de fuera. Pero es cierto que había que estar preparado para cualquier cosa en cualquier momento. No me agobiaba que hablase de otras cosas o me preguntase cosas que no sabía, porque dentro de su estilo, no saber algo y decirlo no importaba.

Montes tenía un personaje o era en sí un personaje, pero el personaje de Antoni Daimiel se fue creando a la sombra de Montes. Montes no sólo dejó que creciera, lo incentivó. Quería que saliera de mí un personaje o ayudar a crearlo. Para ello se tomaba licencias, acertadas o erróneas. Lo hacia con todo el mundo que trabajaba con él.

Me ayudó mucho en ese sentido. Me lo pasaba bien. Era un tipo que gustaba mucho o no gustaba nada. La gente suele ser reacia a los diferentes y enseguida ponen espacio de por medio. Sin embargo a mí me encanta la gente diferente. Era una sorpresa constante. Recuerdo que incluso pillamos alguna vez tres días juntos y nos fuimos de viaje.

Yo vivía en casa de una tía mía y llegado el momento alquilé un piso. Y le dije que adelante. No caímos en decírselo a Maldini, pero se enteró y nos dijo que se apuntaba. Estuvimos los tres dos años juntos y luego Nico se casó. De convivencia, muy buena.

Andrés Montes: "¿Por qué en la foto de boda sólo sonríe la novia, Daimiel?"

Los mejores años que recuerdo. Tramitamos nuestras fiestas y como no teníamos los mismos días libres, siempre había alguien en casa y alguien fuera. Parecía que estaba organizado aunque realmente no lo estuviera. Hablemos de Cuba, tu pasión oculta. Hice un viaje de turismo hace 20 años y después fui a otros sitios que me han gustado, pero en aquel viaje noté algo diferente.

Antoni Daimiel, periodista

Hay gente que lo dice en los libros de viajes. Cuando vas a un lugar y sientes que has estado o que perteneces allí. Luego lo he ido alimentado con viajes posteriores y al final, no sé si voluntaria o involuntariamente, he vinculado mi vida en cuanto a amistades, familia y tal con aquello. Hay años que he ido tres o cuatro veces, pero el trabajo no me permite ir todo lo que quiero.

Ha tenido épocas de crisis laboral, no porque me fuera mal, sino porque no estaba a gusto, en que busqué la posibilidad de irme allí trabajar. Pero no salió. No tengo que defenderme ni justificarme, me gusta y me siento bien allí. Me sigue dando problemas trabajar de noche. Si hago un partido a las 2 de la mañana, salgo a las 5 y no puede entrar en casa e ir directamente a la cama.

Si una noche hago el sacrificio de dormir 4 o 5 horas estoy fundido al día siguiente. Y si sobre esa base rutinaria hago un exceso, me dan las ocho de la mañana y no me puedo dormir. La noche es implacable. No creo tanto que se haya creado, como que estaba latente. En España se duerme muy poco. No se cómo lo hacen. Twitter es una herramienta. No todo son malas noticias para el periodismo. Te ayuda a formarte y a promocionarte.

Te confesabas pesimista sanguíneo. El periodismo es una punta de lanza de ese sentir. Soy un despechado vocacional del periodismo y un pesimista sanguíneo. Mi madre me cuenta que cuando era pequeño intentaba hablar como los presentadores de los telediarios y decía que el Rey leía muy mal. Entré en esto con mucha ilusión, pero a partir del primer año empecé a divisar los sinsabores de esta profesión.

Alguna vez me han invitado a dar charlas en facultades de periodismo y las experiencias no han sido buenas. Especialmente para ellos, que pensaban que iba a abrirles lo ojos a los chicos y lo hacía, pero no como esperaban. No tengo hijos, pero si los tuviera, intentaría disuadirlos para que no fueran periodistas. Leer mis periódicos, navegar en Internet… Me gusta cada cosa en su momento.

ANTONI DAIMIEL: "La 1ª vez que vi a MICHAEL JORDAN..."

No quiero abandonar el papel, no quiero que desaparezca. De hecho, si Internet mata al papel, le voy a coger manía a Internet.

Menú de navegación

Acabamos con un pequeño test. Andrés Montes. Un genio inconsciente de su genialidad y un amigo perdido. Atlético de Madrid. Es una afición que casi no elegí y una vida de sinsabores que no quiero abandonar. Magic Johnson. Un revolucionario del baloncesto y la sonrisa perfecta. Santiago Segurola. David Stern. Antoni Daimiel. Javier Villabrille. Tras matricularse en Derecho sin éxito, se marchó a Madrid para cursar Periodismo en la Universidad Complutense. Durante esos años también realiza trabajos como narrador del baloncesto universitario NCAA , y en su cadena le requiere para comentar partidos de NBA.

Su primera cobertura en EE. Daimiel regresó a las retransmisiones del baloncesto en junio de comentando los playoff y la final en la que Pau Gasol se convirtió en el primer español que ganó la NBA, con Los Angeles Lakers. En el verano del Daimiel es contratado para ser comentarista habitual en la Cadena Ser y articulista en el Diario AS.

A lo largo de su carrera, ha participado en dos programas que han recibido el Premio Ondas: El día después e Informe Robinson En mayo de publicó su libro titulado El sueño de mi desvelo , donde narra anécdotas y testimonios de sus retrasmisiones nocturnas en la NBA y de sus viajes por Estados Unidos.

De Wikipedia, la enciclopedia libre. Consultado el 5 de febrero de Consultado el 4 de marzo de Control de autoridades Proyectos Wikimedia Datos:

antoni daimiel mujer Antoni daimiel mujer
antoni daimiel mujer Antoni daimiel mujer
antoni daimiel mujer Antoni daimiel mujer
antoni daimiel mujer Antoni daimiel mujer
antoni daimiel mujer Antoni daimiel mujer
antoni daimiel mujer Antoni daimiel mujer

Related antoni daimiel mujer



Copyright 2019 - All Right Reserved